Cultivar mandarinas en maceta !!!

foto-3



1.- Elige una maceta que se ajuste a la especie de mandarino que hayas escogido. Asegúrate de que tenga orificios en el fondo para un drenaje más fácil.
2. Usa tierra rica en materia orgánica y pequeñas rocas en la base inferior para un drenaje correcto. También puedes mezclar la tierra con un poco de arena lavada para mejorar la aireación.
3.- Planta las semillas germinadas o trasplanta el árbol. Cubre las raíces y presiona la tierra en los costados, teniendo mucho cuidado de no dañar la planta.
4.- Coloca tu maceta cerca de la ventana, para que reciba la luz del sol.
5.- Si tocas la tierra la primera pulgada de profundidad seca, riega la maceta. Hazlo de forma moderada en verano y en menor cantidad en invierno.
6.- Poda los brotes que crecen a lo largo del tronco y corta las ramas rotas o muertas cuando sea necesario.
7.- Mantén su abono con mucho magnesio, zinc y hierro.
8.- Por lo general, la cosecha es entre septiembre y enero en el hemisferio norte, y entre marzo y junio en el hemisferio sur; sin embargo, esto puede variar de acuerdo a la variedad que hayas elegido. Recolecta las mandarinas con sumo cuidado para  evitar golpes u otros daños.
Además de tener un sabor dulce, esta fruta contiene vitamina C, vitamina B, ácido cítrico, y caroteno en su pulpa. La vitamina C ayuda en la formación de colágeno, huesos, glóbulos rojos y favorece la absorción del hierro y la resistencia a las infecciones. El ácido cítrico, es desinfectante y potencia la acción de la vitamina C.
Esta fruta posee propiedades antiinflamatorias que ayudan en el tratamiento de úlceras, problemas intestinales y digestivos; estimula la formación de anticuerpos, ya que tiene una función antiinfecciosa; contiene antioxidantes naturales; y es una de las frutas que más beneficia a los pulmones.


1 comentario: